Cargando...

EL CAMINO HACIA LA GRAN OBRA

El arte como un proceso de crecimiento y manifestación del ser.

ENTREVISTA a Christian Franchini

¿Podemos entender al Arte como una terapia?
Podemos decir que es mucho más es una terapia, es una gran oportunidad de encontrar nuestra naturaleza divina. El arte nos permite acceder una ¨experiencia sublime¨, porque permite sublimar los aspectos densos que quedan atrapados en el cuerpo físico y en el psiquismo, es una gran válvula de escape que permite regular estos aspectos que si no ocurre… se manifiestan de otra maneras nocivas y autodestructivas, como también en enfermedades, ya que el psiquismo que no está en paz y enferma al cuerpo físico, es lo que conocemos como las enfermedades ¨psicosomáticas¨. El arte, en su primera aproximación, puede ser concebido como una vía de compensación, por eso se dice que es ¨sanador¨ y es concebido como una terapia, pero es mucho más que eso… es una invitación a liderArte, siendo la mejor forma de empoderamiento.

 

¿Carl Jung tuvo un acercamiento al arte en su investigación?
Sí, claro. La psicología analítica de Jung se basó en el proceso de alquimia. Por otro lado, la última etapa del genial psiquiatra suizo, se abocó de lleno al arte, plasmando en el Libro Rojo cada etapa mencionada en la alquimia, el cual ilustró personalmente en un ¨viaje¨ interior que le demandó 12 años.

 

¿Sublimando lo denso mediante el proceso artístico?
Sí, efectivamente. He estudiado las biografías de los más grandes artistas y todos tuvieron que pasar por situaciones muy dolorosas y traumáticas, podemos encontrar esto en la historia personal de Lennon, Beethoven, Van Gogh y muchos otros, donde en todos los casos ha ocurrido que su obra más importante ocurrió en los períodos más densos y dolorosos, siendo el denominador común el arte, como el único vehículo para dar ¨salida¨ a ese dolor, conformando un auténtico proceso alquimia interior.

 

¿Mediante el arte se equilibran los hemisferios cerebrales?

Efectivamente, tengamos en cuenta que el hemisferio izquierdo comprende la inteligencia racional, el pensamiento lineal, secuencial y la lógica comandan la percepción del mundo… acercarse al arte, es darle un tiempo-espacio a las capacidades del hemisferio derecho, que están asociadas al proceso creativo, a la improvisación, al fluir, al conectar con los deseos genuinos que nos conectan a nuestro propósito.

Por otro lado, el hemisferio derecho es una puerta de entrada a lo que conocemos como el sistema límbico, el ¨cerebro de las emociones¨ que regula los sentimientos y las emociones en una nueva dinámica de tiempo, más allá de lo lineal, permitiendo expandir nuestra inteligencia espacial-visual-auditiva, más allá la razón.
Este proceso de equilibrar ambos hemisferios cerebrales (lógico-creativo) permite un nuevo estado de conexión que se desarrolla y se afina cada vez más, como una meditación activa que nos permite acceder a un nuevo registro de percepción.
Leonardo da Vinci fue alguien que era muy consciente de este proceso, en unos de mis films hago referencia sobre esto mismo.

 

 

¿Por qué los Mayas decían que el Tiempo es Arte?

Justamente por todo lo comentado, el proceso de unión requiere una reconciliación de los opuestos, algo que el arte permite lograr. Por otro lado ocurre algo crucial, el presente se expande cuando creamos, ya que concebimos al tiempo más allá de la productividad, algo que fue un gran error impulsado en las revoluciones industriales, donde el ¨tiempo es dinero¨, una ecuación que es opuesta a la experiencia sublime del arte que nos permite adentrarnos al ¨Nuevo Tiempo¨ profetizado, donde el presente se expande al igual que nuestra conciencia, más allá del tiempo lineal, para ello se requiere de entrenar la atención, ya que sin ella… no hay conexión!

 

En tu experiencia, te has vinculado con el arte desde la escritura y el cine, ¿cómo fue este recorrido?
Honestamente no fue muy ordenado [risas] Desde mi niñez sentí una atracción por el arte en sus diferentes manifestaciones. La música siempre me gustó y aprendí a tocar la guitarra de forma autodidacta, eso me llevó a escribir mis primeros poemas y canciones en mi adolescencia.

También me animé a escribir cuentos cortos dentro del realismo fantástico algo que me permitió abordar otras áreas

como ser el cine, escribiendo guiones de cortometrajes que muchas veces no podía filmar por falta de recursos.

Con el tiempo fui adquiriendo otros conocimientos y habilidades que permitieron abordar mi gran pasión que es realizar cine, contar historias con un mensaje, algo que vengo realizando desde hace varios años.

 

¿Has incursionado en otras ramas artísticas?
Soy muy curioso por naturaleza! Y eso me impulsó a indagar y experimentar distintas disciplinas como la fotografía, el dibujo, las artes marciales que también son una manifestación de arte! La actuación, algo que me permitió contar con herramientas para la dirección de cine.

Respecto a la escritura, siempre fue la ¨columna vertebral¨ de mi recorrido, ya que me permitió siempre ¨ordenar¨ y ¨recapitular¨ procesos vividos, asimilando un aprendizaje que he logrado hacer consciente, más allá de lo anecdótico!

  • author's avatar

    Por: Christian Franchini

    Christian Franchini es escritor y realizador de cine independiente nacido en Argentina, también es un investigador de la ¨nueva conciencia¨ y del proceso de despertar espiritual en las diferentes tradiciones iniciáticas, aspecto que transmite en sus cursos y tallares. En esta oportunidad nos brinda una mirada renovada de lo que conlleva el arte como un proceso de crecimiento y manifestación del ser.
    Libros publicados https://www.christianfranchini.com/libros
    Films realizados http://www.kuteq.com.ar/producciones.html

  • author's avatar

    Visitar el sitio web del autor

  • author's avatar

    QAMASKA, UN VIAJE DE RE-ENCUENTRO

    Ver todos estos posts del autor


Deja una respuesta

Ayni Magazine

Revista Digital de Contenido Humano basado en experiencias

Suscribirse a nuestras publicaciones

Translate »